GERMINADOS DE RABANITO

Los germinados de semilla son muy digestivos y mejoran la salud de la flora intestinal. Uno de los germinados que mas favorece el proceso digestivo es el de rabanitoLos germinados de rábanito son ideales para depurar algunos de nuestros órganos más importantes como el hígado y los riñones. Comer una pequeña cantidad de esos brotes cada día nos va limpiando por dentro y mejorando nuestro aspecto por fuera. Contienen muy pocas calorías y grandes dosis de vitaminas (A, B1, B2, C y PP) y sales minerales (hierro, potasio, calcio, magnesio, sodio y fósforo) que fortifican los tejidos musculares, potencian la vista, tienen acción antiséptica y aumentan las defensas ademas de ser un expectorante natural, ayudar al sistema digestivo, prevenir el estreñimiento, etc. Con ligero sabor picante, su sabor es más intenso que el de la planta adulta. Combinan muy bien con otros germinados de sabor suave como los de alfalfa… para acompañar los “sushis” y el “miso”, o bien en ensaladas, sopas, carnes y pescados.   Los rábanos (Raphanus sativus) pertenecen a la familia de las crucíferas como las coles, por lo que muchas de las propiedades de las coles también  se aplican a los rábanos. Se cree que procede del sur de Asia, se supone, aunque no de forma concluyente, que las variedades de rábanos de pequeño tamaño se originaron en la región mediterránea, mientras que las grandes pudieron originarse en Japón o China.   Germina en casa con tu bolsa “Germinados Verdes” de forma cómoda y sencilla Si quieres comprar tu bolsa “Germinados Verde”  pincha aquí  

Anuncios

Crema de calabacín con bebida vegetal de avena

Brrr…llegó el frío y el cuerpo va pidiendo cenas calientes que nos reconforten luego de un día largo. Les dejamos una receta de crema de calabacín con bebida vegetal de avena, hecha con nuestra bolsa “Germinados verdes”, para calentar cuerpos!

Ingredientes:

  • 2 calabacines medianos
  • 1 patata grande
  • 1 cebolla
  • 1 vasito de bebida de avena u otra
  • aceite de oliva
  • sal marina
  • pimienta
  • nuez moscada

Preparación:

  1. Pelar y lavar la patata y el calabacín. Si son biológicos puedes no pelarlos y aprovechar la fibra! Córtalos en trozos grande.
  2. Sofreír todo unos minutos con un poco de aceite de oliva
  3. Agrégale agua pero sin cubrir (hasta que veas que se cubren la mitad de las verduras) para que la crema no salga muy aguada. Añade la sal, la nuez moscada y la pimienta a gusto. Si te gustan las algas puedes agregarle una cucharadita de alga wacame.
  4. Cuando rompa el hervor bajar el fuego, taparla y dejar cocer hasta que estén las verduras blandas. Las patatas suelen tardar un poquito mas que el calabacín
  5. Cuando estén las verduras blandas bátelo bien hasta que se forme una crema. Agrégale el vasito de bebida de avena (también pues utilizar otro bebida  vegetal que hayas hecho con tu bolsa “Germinados Verdes”, puede ser de almendras, avellanas, nuez…) bátelo un poco. Si ves que se quedo aguado, o te gusta una consistencia mas cremosa, deja la crema en el fuego unos minutos hasta que espese.
  6. Sirve la Crema de calabacín bien caliente. Puedes acompañarlo con trocitos de pan frito o tostado

Riquísima! una crema calentita para este invierno… que la aproveches!